26 | 05 | 2018

 

La LJC, una opción política y organizativa frente a la crisis del capitalismo.



Por Pável Ernesto

La juventud mexicana enfrenta una situación dramática en su vida; no hay muchas oportunidades para estudiar más allá de la secundaria o bachillerato, pues hay que contribuir a los ingresos familiares y la educación superior es elitista, aún  la pública tiene costos cada día más elevados, no hablemos de la educación privada que es inalcanzable. Buscar trabajo en estos días es un martirio, pues el desempleo es lo de hoy por la crisis económica que arruina la vida de la clase obrera, en tanto los monopolios obtienen muchos beneficios.

Quienes tienen la posibilidad de encontrar trabajo lo encuentran en condiciones muy desventajosas; no hay garantía de trabajo estable, pues las contrataciones son temporales, sin derecho a la salud, ni a la vivienda, ni a la jubilación, debido a las reformas a la ley laboral, que nos colocan en condiciones de neoesclavitud.

 

Por ello cientos de miles de jóvenes solo encuentran opción en el narcotráfico, donde son sacrificables, y donde están muriendo por miles.

Otra falsa elección es caer bajo el control de las adicciones, que pueden sustraernos de la realidad, evitar que tengamos consciencia de nuestros problemas, y dirigirnos a la muerte.

Ante esta situación, la Liga de la Juventud Comunista (LJC) es una herramienta que trata de organizar a los jóvenes en la lucha por el socialismo-comunismo, una alternativa a este sistema decadente que es el capitalismo.

La LJC es la organización de vanguardia de la juventud trabajadora contra el Estado burgués y contra el poder de los monopolios, contra la educación de mercado que está al servicio del capital para exprimir a los hijos de la clase obrera.

Nosotros, los militantes de la LJC nos basamos en el marxismo-leninismo para actuar de manera organizada, disciplinada y consciente. Y es que si queremos avanzar en el camino correcto de la revolución socialista, por el socialismo-comunismo, es necesario un Frente Único, en este caso, un Frente Juvenil que tome cartas en el asunto por los derechos de la juventud trabajadora y estudiantil.

Relacionados totalmente con la clase obrera

Por qué luchar por los derechos de la juventud trabajadora e estudiantil es luchar también por los derechos de la clase obrera, porque los hijos de los obreros están relacionados totalmente, o mejor dicho, se incorporaran tarde que temprano a las filas de la clase obrera.

Sin duda alguna viendo la barbarie del capitalismo sobre la clase obrera y la juventud estudiantil y trabajadora, hacemos un llamado a que los jóvenes se organicen en los barrios, en las escuelas, en las fábricas o en los centros de trabajo para luchar contra dicha barbarie. La nueva sociedad (obrera y socialista)será posible si nos organizamos, si desde hoy  empezamos a pelear por una educación científica, gratuita y popular, sin explotados y explotadores; hasta ese día la LJC no bajara la guardia contra el capitalismo y el poder de los monopolios.

La LJC es una  opción política y organizativa para no permanecer pasivos frente al desempleo, ni caer en las garras del narcotráfico o la delincuencia, o las adicciones. Nosotros los jóvenes comunistas proponemos luchar, elegimos la vida y no la muerte, elegimos organizarnos y no fugarnos de la realidad. Luchar por el futuro socialista, es nuestra elección.

 

 

Partido Comunista de Mexico

El Comunista